De lo público, lo privado y el futuro de la asistencia a la salud mental. (y III)


Tercera i última entrega de l’article del psiquiatre Manuel Desviat sobre el futir de l’assistència a la salut mental, al final s’inclouen totes les notes de l’article.

Manuel DesviatManuel Desviat,  és un reconegut psiquiatra, un dels líders de la Reforma Psiquiátrica. Director de l’ Hospital Psiquiátrico de Leganés, actualment Instituto de Servicios de Salud Mental José Germain de Madrid.

Consultor de la OMS, ha estat president de la Asociación Española de Neuropsiquiatría i ha format part de la Comisión Nacional de la Especialidad de Psiquiatría. Integrat en nombrosos grups d’experts, les seves iniciatives i idees innovadores en torn a la psiquiatria comunitària malauradament  han tingut sovint un dèbil suport institucional. 

Difícilment en un article de només 7 pàgines es poden tocar la diversitat de temes que toca Desviat sense caure en tòpics i declaracions pamfletàries. Aquest autor, no només ho aconsegueix sinó que fa un bon repàs clarificador de molts dels problemes que travessa el camp de la salut mental: la penetració del mercat i la farmacologia, el debat estèril entre psiquiatria biològica i psiquiatria biopsicosocial, la necessitat d’oferir uns serveis en funció de les necessitats socials, la recuperació d’una psicopatologia que doni explicacions dels orígens i de les causes i que no es quedi amb una simptomatologia com a tota resposta, la importància de la rehabilitació i d’uns serveis comunitaris, la necessitat de la prevenció, etc.

La defensa dels serveis públics de salut que fa Desviat en aquest article és digne de consideració, derivada en bona part de l’ofensiva que estan patint a Madrid amb la privatització dels serveis de la sanitat. El que passa a Madrid i a molts altres llocs de casa nostra ens ha de posar més en alerta del que suposa mercadejar amb la nostra salut, doncs com diu ell de forma contundent “lo público no es el regalo de los ricos a la inmensa mayoría. Lo público es un bien del que nadie debe ser excluido.”


(… continuación) De lo público, lo privado y el futuro de la asistencia a la salud mental.

La perspectiva comunitaria

En el otro extremo del debate, queda por desarrollar una clínica más comunitaria, desprendida del lastre manicomial; una nueva psicopatología para una clínica basada en la autonomía del paciente, que aúne la experticia con la libertad; que priorice el respeto y la dignidad en el cuidado subjetivo de los pacientes y sus allegados. Como dijo Lantéri-Laura /15, la clínica y la terapéutica no son sino una regulación adaptativa, dialéctica, que, ante cada caso, logra conciliar el carácter individual y singular del paciente, con los conocimientos y habilidades del terapeuta.Una praxis cuyo saber teórico es incierto, exige una continua confrontación con la realidad del paciente y en ningún caso puede encasillarse en un prontuario, sea cual sea el algoritmo que lo sustente. 

centro de salud mental

El futuro de la psiquiatría y la salud mental

En realidad, el futuro de la psiquiatría no se juega en la confrontación psiquiatría biológica, psiquiatría biopsicosocial, se juega en el modelo de atención, en modular una oferta de servicios en función de las necesidades de la sociedad y en los límites de una práctica que debe recuperar una psicopatología que dé cuenta del por qué y del devenir de las enfermedades mentales, que sirva para definir su campo de competencia, su finalidad terapéutica, preventiva, rehabilitadora. El debate se centra en un modelo médico hospitalocéntrico frente a un modelo orientado por la salud pública. O en otros términos, Servicios Públicos de Salud frente a servicios privatizados. Estado social frente a Estado neocon.

Un debate en el que no todo vale. Ni la farmacopsiquiatría ni el mercado como política de gobierno son una respuesta para garantizar la salud. La sociedad de mercado funciona sin referencias éticas: no le cabe el individuo en tanto sujeto moral. Hay que separar el beneficio empresarial y hasta individual de la excelencia sanitaria. Hay que insistir una vez más, por mucho que sea obvio: la manera de afrontar la enfermedad, la invalidez y el cuidado definen a las sociedades y a sus representantes políticos, diferenciando tendencias y partidos. La dignidad y el coraje de una sociedad se mide por el modo como acoge la desviación, la marginación y la locura. En este presente huero y desmemoriado que predica el fin de las grandes ideas de la modernidad: justicia, igualdad, progreso, hay que reivindicar una determinada ética. El cuidado ético del mundo consiste en asumir la esencial igualdad de los hombres. El cuidado, la defensa de los derechos humanos, la protección de los sujetos más frágiles, el respeto por las diferencias, al otro. La salud mental de las poblaciones, en suma, no es un privilegio del poder del dinero o de la política.

Después de medio siglo de reformas psiquiátricas en buena parte del mundo, a pesar de los indudables avances del conocimiento y de la técnica: psicoterapéuticos, psicofarmacológicos, psicosociales, rehabilitadores, la salud mental sigue siendo una deuda pendiente de las sociedades y los gobiernos; las familias siguen siendo, en el hemisferio Norte y en el Sur, en países ricos y pobres, los principales soportes de la cronicidad psiquiátrica; los pacientes psíquicos más graves siguen siendo con gran frecuencia parte de los excluidos sociales, sin voz, trabajo ni casa.Hay que tomar la palabra, pero no hay que decir nunca es natural para que nada se vuelva inmutable. La utopía es necesaria como estrategia. Otra comunidad es posible. Como es posible una sanidad pública universal y colectiva. Lo público no es el regalo de los ricos a la inmensa mayoría. Lo público es un bien del que nadie debe ser excluido. 

Manuel Desviat es psiquiatra. 

Notas

1/ Mandeville, B. (1997) La fábula de las abejas: los vicios privados hacen la prosperidad pública. Madrid: Fondo de Cultura Económica.

2/ Chomsky, N. (2000) El beneficio es lo que cuenta. Barcelona: Crítica, págs. 21-22.

3/ Pereña, F. “El PP, la democracia y la sanidad pública”. Fundación Sindical de Estudios. URL: http://www.fundacionsindicaldeestudios.org/22/02/2008

4/ McKee, M., Edwards, N. y Atun, R. (2006) “Public-private partnerships for hospitals”. Bulletin of the WHO, 84, 890-896. Los nuevos hospitales de Madrid: que o bien son una concesión administrativa que delega la salud de una parte de la población en una empresa privada (entre otras, Capio, actualmente propiedad de Apax Partners, una sociedad de capital riesgo que ya posee otros hospitales en la comunidad, como la Fundación Jiménez Díaz) o bien se han construido por el sistema denominado “iniciativa de financiación privada” formula por la que una empresa privada construye los edificios y se queda con la gestión de la parte no sanitaria de los centros a cambio de unos pagos mensuales durante 30 años prorrogables. Métodos que donde se han desarrollado, EE UU y Reino Unido, demostraron que son mucho más caros y con todos los riesgos para la equidad de las empresas privadas.

5/ Elola, J. (2007) “La sanidad española en la nueva legislatura autonómica (2007-2011)”. Revista de administración sanitaria siglo XXI, 5(4), 635-642.

6/ Marquez, I. (2008) “Corren tiempos de desencuentro”. Norte de Salud Mental, 7 (30), 6-9.Prueba de este acoso a la autonomía del técnico está en la última convocatoria de una plaza de jefe de sección de psiquiatría en el Instituto Psiquiátrico José Germain (16 de mayo de 2008) de la Comunidad de Madrid. En las bases de la convocatoria, aparte de las evaluaciones cuatrienales ya habituales en estas convocatorias con un sistema determinado por la Dirección Médica, el gerente podrá: “Por razones organizativas o asistenciales debidamente motivadas, previo informe a la Junta Técnico Asistencial, el Director Gerente podrá revocar los nombramientos que haya expedido”. La confianza política o personal se legitima, quedando todo puesto de responsabilidad técnica en manos del poder político.

7/ Navarro, V. y Bernarch, J. (1996) “Desigualdades sociales de salud en España”. Revista Española de Salud Pública, 70 (5-6), 505-636.

8/ Borrell, C., García-Calvente, M.M. y Martí-Boscà, J.V. (2004) “La salud pública desde la perspectiva de género y clase social. Informe SESPAS 2004”. Gaceta Sanitaria, 18, supl. 1.

9/ Leguay, D. (2006) “La psychiatrie avance avec la rehabilitation”. L´information psychiatrique, 82, 277-278.

10/ Una participación que, como bien dice Marco Marchioni, a veces es un obstáculo, cuando no abiertamente reaccionaria (la caza al “moro”, “al gitano”, la exclusión de los diferentes). Marchioni, M. (1999) Comunidad, participación y desarrollo. Madrid: Popular.

11/ Fédération Française de Psychiatrie (2003) Livre blanc de la psychiatrie. París: JL John Libbey Eurotext.

12/ Vila, L. y Area, R. (2007) “Retórica de la psiquiatría”. Siso Saúde, 44, 9-14.

13/ Sanchez Ferlosio, R. (1994) Vendrán más años malos y nos harán más ciegos. Barcelona:Destino.

14/ Pinel, Ph. (1988) Tratado médico-filosófico de la enajenación mental o manía. Madrid: Nieva.

15/ En los años 60 y 70 del pasado siglo, los primeros directores del National Institute of Mental Health eran psiquiatras formados en salud pública y las subvenciones en investigaciones estaban orientadas a patologías de la sociedad. Desde finales de los ochenta los estudios tanto del NIMH como del CSIC y el Carlos III en España privilegian la biología, neurología y la genética. Hasta el punto que se ha planteado recientemente la integración del Instituto Carlos III, que incluye la Escuela de Sanidad, el FIS, el centro de epidemiología, entre otros, en el nuevo Ministerio de Innovación Tecnológica.

Acerca de Dempeus per la salut pública

Col·lectiu de persones en defensa de la salut pública
Esta entrada fue publicada en Derechos Humanos, Salud Mental y etiquetada , . Guarda el enlace permanente.

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s